Ejercicio en casa

¿Qué es la calistenia y cuáles son sus beneficios?

  • noviembre 30, 2022
  • 5 min read
¿Qué es la calistenia y cuáles son sus beneficios?

En la actualidad existe una variedad de formas en las que podemos ejercitar el cuerpo y fortalecer la musculatura; las más comunes son ir al gimnasio, correr, saltar la cuerda o hacerlo mediante el uso de ciertos accesorios de peso libre. Pero, ¿sabías  que puedes lograr esto haciendo uso de solo tu cuerpo? Sí, esto lo puedes hacer mediante la calistenia, una disciplina con muchos años de historia.

La calistenia es una actividad física que muchas veces se lleva a la práctica sin saber que recibe ese nombre, pues es innata al ser humano, pero tiene una gran variedad de beneficios para el cuerpo y para la salud de quienes la practican. A continuación te cuento en qué consiste esta disciplina.

¿Qué es la calistenia?

La calistenia es una forma de entrenamiento que consiste en hacer uso del propio cuerpo y de la gravedad para fortalecer los músculos, mejorar la resistencia del cuerpo y beneficiar la salud de las personas. Esta actividad física tiene muchos años de historia, pues desde siempre el ser humano ha contado con su cuerpo y ha intentado conocerlo y mejorar su rendimiento. 

De hecho, el historiador Heródoto en el siglo IV a.C destacó en una de sus crónicas sobre la batalla de las Termópilas la forma en que el ejército espartano se preparaba para sus batallas y destacó que estos practicaban la calistenia como forma de entrenamiento, lo cual les ayudaba a mantenerse fortalecidos ante sus consecuentes enfrentamientos. A partir de esto, la calistenia siguió practicándose entre las personas de distintas culturas, tal como en los territorios asiáticos donde los monjes Shaolin, por ejemplo, ponían en práctica la calistenia en sus extenuantes entrenamientos para mejorar su equilibrio, fuerza y resistencia. 

Beneficios de practicar la calistenia 

Incluir la calistenia en cualquier entrenamiento o rutina de ejercicio es una de las mejores formas de poner en movimiento al cuerpo, pues no solo no se hace necesario contar con un equipo, sino que se puede desarrollar en cualquier parte. De forma específica, algunos de los beneficios de practicar la calistenia son: 

  • Mejor postura cervical: esto se debe a los constantes estiramientos y elevaciones que ayudan a mantener la espalda recta.
  • Incremento de la resistencia muscular: al practicar la calistenia, los músculos se someten a contracciones repetidas que le ayudan a estos tejidos a generar resistencia y aguantar cada vez más esa tensión. 
  • Fortalecimiento de los músculos: debido a la tensión y contracción producida en estas fibras, músculos como los bíceps, tríceps, pectorales, abdominales, isquiotibiales y trapecio se encuentran beneficiados y fortalecidos tras su activación.
  • Mayor fuerza explosiva: la práctica de la calistenia busca tonificar los músculos que intervienen en determinada rutina y al hacerlo estos tejidos generan una fuerza que les permite desplazar en menor tiempo y con mayor rapidez aquello que genera resistencia, tal como el agua y el aire.
  • Más flexibilidad:  para cualquier actividad física, sobre todo aquellas enfocadas en el fortalecimiento muscular es necesario buscar que el cuerpo tenga mayor movilidad para evitar lesiones. Esto se logra con la calistenia, pues al flexionar y rotar distintas partes del cuerpo se va generando una mejor flexibilidad en las articulaciones que posibilita al cuerpo a realizar un mayor rango de movimientos.
  • Mejor equilibrio y agilidad: con esta disciplina se logra tener un mejor control del centro de gravedad, lo cual se relaciona con la mecánica del cuerpo y la forma en que el organismo hace un uso correcto y seguro del cuerpo para producir los movimientos y mantener el equilibrio.

Ejercicios de calistenia 

Ahora que conoces las ventajas de esta actividad física, es probable que quieras ponerlo en práctica. Primero que nada, recuerda que es fundamental calentar antes de cualquier actividad física y ahora sí ya puedes realizar algunos de los siguientes ejercicios:

  1. Estocadas: este ejercicio es recomendable para aquellas personas que apenas están iniciando dentro de la calistenia, ya que no conllevan una gran intensidad y desgaste muscular. Para hacerlo solo es necesario colocarse de forma alineada y llevar un pie hacia adelante con una flexión, procurando que la pierna que queda atrás baje la rodilla sin sobrepasar el tobillo. Las estocadas pueden desarrollarse en varias repeticiones e incluso  hacer uso de una pelota para apoyar la pierna trasera en este esférico. 
  2. Plancha: esta otra forma de hacer ejercicio consiste en colocar el cuerpo boca abajo sobre el suelo; se puede hacer uso de un tapete para más comodidad y seguridad. Después, se elevará el cuerpo colocando los codos en el suelo a la anchura de las caderas, de forma que el cuerpo se apoye sobre el antebrazo y los glúteos permitan estabilizar el cuerpo. Se debe mantener esta posición durante 30 segundos en un inicio e ir incrementando la duración de forma progresiva. 
  3. Fondos: para llevar a la práctica estos ejercicios es necesario contar con una barra paralela estable que permita sostener el peso del cuerpo, ya que lo que se deberá hacer es colocar los brazos estirados a la altura de los hombros sobre esta barra, de manera que se puedan hacer elevaciones del cuerpo en vertical. Esta modalidad, sin duda, conlleva un mayor grado de complejidad y será necesario tener precaución al hacerlo. 

Como pudiste darte cuenta, la calistenia es una actividad que hemos practicado toda la vida, pues resulta no solo más asequible, sino también más segura para quienes desean fortalecer sus músculos sin agregar un peso externo. Toma en cuenta los anteriores ejercicios y encuentra en nuestra sección de Fitness algunos accesorios que facilitarán su puesta en práctica. 

About Author

Martí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *