Deportes

Mitos y realidades del uso de una faja lumbar

Avatar photo
  • noviembre 11, 2022
  • 6 min read
Mitos y realidades del uso de una faja lumbar

Cada vez es más frecuente ver a personas haciendo uso de una faja lumbar, ya sea durante el ejercicio, después de una cirugía o en la vida diaria. Sin embargo, este aditamento no debe usarse de forma deliberada, pues puede traer muchos riesgos para la salud de quienes la usan.  

También, alrededor de estos soportes existen diversas creencias erróneas que popularizan su uso, pero que realmente no cuentan con evidencias científicas que lo prueben. Por esta razón, a continuación te menciono algunos mitos y realidades del uso de las fajas lumbares durante el ejercicio.   

Mitos acerca del uso de fajas lumbares 

Como te mencioné anteriormente, es importante hacer un uso responsable de las fajas, pues estas no se pueden convertir en un accesorio más de las rutinas diarias de ejercicio o peor aún volverlas parte indispensable de nuestros días. Tampoco creas que vengo a satanizar su uso; al contrario, lo que quiero es que desmitifiques algo que quizá creías de ellas y las utilices de mejor forma para tu salud. 

  • Las fajas no te ayudan a bajar de peso: una idea que ha venido con el tiempo y que quizá muchas personas han creído cuando comienzan a hacer ejercicio es que al sudar se están quemando calorías. Por lo tanto se hace uso de fajas o plásticos que propicien la sudoración. Lo que hay que tener en cuenta es que el sudor es un líquido que liberamos cuando la temperatura corporal se incrementa; este puede surgir incluso cuando no hacemos actividad física y no se compone de ninguna grasa. En resumidas cuentas: mayor sudoración no implica que quememos calorías. 
  • Las fajas no moldean tu cuerpo: otra idea que permea la forma en que concebimos a estos soportes es que su uso frecuente ayuda a moldear el cuerpo. Y sí, quizá de forma momentánea veas que tu cintura se amolda a la forma que le dio esta faja, pero realmente no es así: las fajas brindan soporte y no debes hacer uso de ellas durante todo el día. 

¿Cuándo hacer uso de una faja lumbar?

Quizá en este momento piensas que es mejor no usar una faja y que realmente no tiene ningún beneficio hacer uso de ellas, pero no es así: son muchas las ventajas que aportan a tu cuerpo si haces un uso correcto. En seguida te menciono cuáles son:

Previenen lesiones

Realizar ejercicios o actividades que conllevan la manipulación de cargas pone en riesgo, sin duda, nuestra musculatura vertebral. Sobre todo, si se hace una mala ejecución y se sobrecarga al músculo. En este sentido, hacer uso de una faja permitirá ejercer una compresión en el área que ayudará al tronco a permanecer rígido. 

Sin embargo, la faja solo actúa como apoyo y no debe generar una falsa confianza que impulse a las personas a cargar más de lo que pueden. 

Cuidan la postura

En la vida diaria, sobre todo con las recientes formas de trabajo virtual, se ha hecho frecuente que las personas pasen mucho tiempo frente a un ordenador. Lo que ocasiona que nuestra posición cambie: la espalda se encorve y los músculos de la zona cervical se compriman. 

Ante esto, el uso no prolongado de una faja tiene muchos beneficios, ya que se ajusta a la zona lumbar y ayuda a mantener la alineación de la columna y su curvatura normal.  

Facilitan el ejercicio

Al realizar un levantamiento de pesas es común el uso de una faja lumbar, ya que le brinda mayor estabilidad y rigidez a la columna vertebral, con lo cual es más fácil cargar un determinado peso sin perder el control. Pero hay que recordar que solo debe utilizarse por periodos cortos y en ciertos ejercicios.

¿Cómo escoger la mejor faja lumbar para hacer ejercicio?

A la hora de escoger la faja que usarás como apoyo en tus ejercicios con peso es importante que tomes en cuenta los siguientes aspectos, que te permitirán tener una mejor experiencia mientras te ejercitas:

  • Composición textil: recuerda que la faja puede estar directamente en contacto con tu piel y como toda prenda o accesorio que lo está es fundamental que te brinde suavidad, se ajuste correctamente a tu cuerpo y se mantengan seca a pesar de la transpiración. Por esa razón, es ideal usar soportes lumbares fabricados de neopreno, un material sintético que se caracteriza por su elasticidad y resistencia, así como su impermeabilidad. 

En Martí contamos con la Faja Wilson Fitness compuesta por neopreno que brindará un gran ajuste y, sobre todo, su elasticidad le dará libertad a todos tus movimientos, evitando así una posible lesión. 

  • Rigidez: otro aspecto que debes tomar en cuenta al elegir una faja es el grado de rigidez con el que cuenta, ya que también una sujeción excesiva será causante de una posible lesión. Debido a esto, cuando vayas a realizar un ejercicio o a usarla para la corrección de postura, es importante optar por una faja lumbar flexible, la cual te de libertad de movimientos mientras te ayuda a tener una postura más recta. 

La faja Soul Trainers Fitness es ideal para tu entrenamiento, pues su diseño le permite ajustarse de forma correcta a tu torso y así brindarte mayor estabilidad y seguridad en tus ejercicios de levantamiento. 

  • Ajuste: finalmente, uno de los aspectos más importantes a considerar es el ajuste que te proporciona cada faja. Recuerda que una mala colocación o ajuste en lugar de beneficiarte, puede ocasionar una lesión; busca un soporte lumbar que se acomode perfectamente a tu cuerpo y no se desacomode o desabroche mientras realizas el levantamiento. 

En Martí tenemos la Faja Mueller Ajustable que tiene un diseño anatómico, el cual se adapta al cuerpo y le da la compresión necesaria. Además, tiene un cierre de velcro que garantiza su  agarre. 

Encuentra diversas fajas lumbares en Martí y úsalas como apoyo para aquellos ejercicios que lo requieren.  

Avatar photo
About Author

Martí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *