Correr Deportes

Diferencias entre los tenis para correr y los tenis de entrenamiento 

Avatar photo
  • noviembre 17, 2022
  • 6 min read
Diferencias entre los tenis para correr y los tenis de entrenamiento 

Existen diversos modelos de tenis que se adecúan a las necesidades específicas de cada ejercicio, por lo cual es fundamental conocer las diferencias entre los tenis para correr y los de entrenamiento. 

Para hacer ejercicio existen muchas opciones; hay quienes optan por saltar la cuerda, nadar o correr y hay otros que deciden acudir a un gimnasio y fortalecer su musculatura con los aparatos que ahí se encuentran. Sea cual sea la situación es indispensable contar con una ropa que te haga sentir cómodo/a, unos accesorios que te den seguridad como las rodilleras o vendas, así como el calzado correcto para la actividad que realizarás. 

No debería ser un impedimento no contar con todos estos elementos para hacer ejercicio –de hecho no lo es–, pero no hay que olvidar que cada vez hay más ofertas en el mercado que buscan satisfacer las necesidades de los deportistas, quienes no solo buscan sentirse cómodos, sino también seguros al correr, trotar o cargar peso.  

Por esta razón, te cuento a continuación cuáles son las diferencias que existen entre los tenis para correr y los tenis de entrenamiento, para que así puedas escoger de mejor forma el calzado que formará parte de tu entrenamiento y te ayudará a rendir de mejor forma. 

Tenis para correr 

Correr es una actividad física con innumerables ventajas para el cuerpo; una de ellas es que permite generar resistencia. ¿A qué me refiero con esto? A que  puedes correr grandes distancias sin sentir agotamiento, lo cual se traduce en una mejor eficiencia cardiovascular. De forma general podemos decir que es una actividad repetitiva y sincronizada que nos ayuda a desplazarnos sobre una superficie. 

Para esta actividad entran en acción tanto el tren superior como el inferior; el primero con el uso correcto de los brazos y la posición adecuada de los hombros y el torso. El segundo –tren inferior– con toda su musculatura: cuádriceps, isquiotibiales, gemelos, glúteos, así como los músculos del pie y tobillo. 

En general la parte inferior del cuerpo es la que entra en mayor trabajo al correr, en específico los pies, pues son estos los que tienen contacto con el asfalto o la cinta de la caminadora, pero también son los que distribuyen el impacto generado hacia las rodillas. Sin embargo, son estas últimas las que pueden verse más afectadas en cada pisada, sobre todo si no se corre de forma correcta y si no se usan tenis que minimicen esta colisión. Por esta razón, es necesario prestar gran atención a estos soportes; a continuación te cuento cuáles son las características que deben tener:

  • Amortiguación: revisa que los tenis que uses para correr brinden amortiguación en cada zancada a través de sus suelas o mediasuelas. Por ejemplo, Adidas cuenta con su tecnología Energy Bounce que integra en los tenis una espuma que absorbe el impacto generado en cada zancada. O  la tecnología Zoom Air de Nike que amortigua y suaviza la energía que recogen los pies y la utiliza para impulsar los movimientos hacia adelante. 
  • Tracción: entendemos por tracción a aquella acción que sucede cuando el pie hace contacto con el suelo; es decir, cuando pisamos la superficie el pie empuja hacia atrás el suelo para desplazarse hacia adelante. Debido a esto, es importante que la suela sea durable y proporcione ligereza y profundidad. Sin caer en suelas pesadas o rigidez que, al contrario, brinden mayor peso e inestabilidad. Generalmente las suelas son de goma y resistentes a la abrasión.
  • Sujeción: para correr es fundamental que los tenis se ajusten correctamente al pie y que dejen en la parte de la punta un espacio para que los dedos puedan moverse. Lo mismo pasa con la parte del talón: no deben rozar ni lastimar al contacto o frote. 

Tenis para entrenar 

De forma contraria a cuando corres, al entrenar y enfocar los ejercicios al fortalecimiento de un grupo muscular los movimientos cambian y las necesidades también. Para este tipo de ejercicios anaeróbicos se vuelve fundamental encontrar soportes que brinden una buena estabilidad a cada flexión, estiramiento o levantamiento que haces. Por tanto, te digo enseguida cuáles son las características que deben tener estos tenis. 

  • Estabilidad: cuando comienzas a hacer ejercicios de fuerza es probable que utilices ciertas herramientas con peso, ya sea una mancuerna o barra, las cuales requieren que tengas una correcta posición y que, sobre todo, tengas estabilidad en la parte inferior de tu cuerpo. Por esta razón, los tenis para entrenamiento cuentan con suelas de gran tamaño que brindan estabilidad.
    Además, tienen tecnologías y materiales que permiten que el pie tenga un mejor apoyo. Por ejemplo, los tenis Reebok para entrenamiento se componen de caucho, el cual tiene mejor adherencia al piso y brinda mayor estabilidad, así como su suela cuenta con surcos de flexión que mejoran el movimiento natural.
  • Ajuste: es fundamental que los tenis para entrenamiento se adapten correctamente al pie, de forma que eviten deslizamientos, pero que también le den el espacio adecuado para que los dedos se muevan. 
  • Sujeción del tobillo: procura que el calzado tenga un poco de altura en la parte del tobillo, ya que así le brindarán estabilidad y apoyo para aquellos ejercicios en los que el peso puede impactar sobre esta articulación. Por ejemplo, estos tenis Puma que cuentan con mayor soporte en el tobillo y lo protegen de una lesión. 

Como te diste cuenta, los tenis para correr y entrenar cuentan con algunas diferencias que responden a las necesidades particulares de cada ejercicio. Por tanto, cada que vayas a elegir el calzado que te acompañará en tus rutinas procura tomar esto en cuenta. Encuentra en nuestra sección de Running los mejores tenis para correr y entrenar.

Avatar photo
About Author

Martí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *